¿Que hace Bruce Lee en una clase de Asanas?
Descubrimos cómo podemos tocar los 8 pasos del Yoga en una clase.
Te dejo una transcripción del Podcast por si lo quieres leer


Bienvenidos a CállateyhazYoga el Podcast en el que hablamos de Yoga: de la práctica, la teoría, las escuelas, los maestros, las posturas, los libros y toda lo relacionado con esta maravillosa práctica. Hablamos de Yoga de manera normal, con los pies en la tierra y con sentido del humor, hablamos de Yoga en definitiva como si lo hiciéramos de cualquier otro tema. Soy Jorge Caballero, un practicante de Yoga, que también imparte clases desde hace tiempo.

Hoy vamos a hablar de cómo podemos tocar los 8 pasos del Yoga en una clase.

Pero antes recordaros que podéis visitar la web callateyhazyoga.com. Allí vais a encontrar de todo: Hay entradas con Secuencias de práctica de una hora, post hablando de trucos en la Práctica…Y por otro lado tenemos el Curso de Yoga para Gente Normal. Este curso que he creado es la herramienta perfecta si quieres hacer Yoga en casa, tanto si quieres empezar en el Yoga como si ya llevas tiempo y quieres profundizar y saber que secuencias hacer y seguir. Clases semanales, rutinas para momentos del día, teoría y filosofía del Yoga…Miradlo que está genial y poco a poco vamos creciendo en está pequeña comunidad de Yogis que estamos creando.


 

Los 8 pasos del Yoga en una clase

Ya sabéis que soy un apasionado de la integración de todos los elementos del Yoga y es que, algo en lo que en su significado lleva implícita la unión, no puede tener sus partes desunidas o separadas.

Ya he comentado en algún podcast como en el episodio 25 ‘Reeducar el cuerpo físico con Yoga‘ o en el 18 ‘podemos llevar al Yoga al lugar que se merece‘, que deberíamos tomarnos la práctica de Yoga como algo más que las posturas, o incluso como algo más que el Pranayama o la meditación, sino que defiendo una práctica que impregna todo nuestro ser. Es por esto por lo que a los alumnos del curso, tanto en las clases como las rutinas y demás les insisto con el hecho de que el esfuerzo en las posturas tenemos que tomárnoslo como una llamada al Ser Interior. No estamos haciendo las posturas con el cuerpo, sino que con el cuerpo llamamos, a través de las Asanas, a ese Ser Interior. Esto, cambia el significado de nuestra visión de algo que se hace con la envoltura externa.

Hoy quiero abordar cómo podemos tocar los 8 pasos o ramas del Yoga en una sola clase. La clase puede que sea grupal o puede que estemos practicando en casa, cosa que deberíamos hacer todos aunque asistamos a clase ya que la dimensión de la práctica cambia totalmente. Si bien en los otros programas he tocado el tema de manera general, hoy me gustaría ser algo más específico.

Del cuerpo físico a la envoltura mental

En el podcast número 2 ‘De que va esto del Yoga‘ trate cada uno de los 8 pasos del Yoga, y cada parte que tenían a su vez estos pasos, pero…¿podemos tocar y observar todas estas partes en una sola clase de Yoga?: la respuesta es un Sí clarísimo y es como deberíamos practicar.

En el programa 29 ‘Asana, el tercer paso del Yoga‘ ya veíamos algo parecido con Asana y como dentro de Asana hay muchas partes implicadas. Pero vamos a verlo hoy en detalle.

Desde el momento en que entramos en nuestro centro de Yoga, gimnasio, nuestra casa o al lugar que vayamos a practicar, nos lo deberíamos tomar como una conexión que comienza, una intención de conectar con el Ser Interior. El vehículo del Ser, el cuerpo físico, se pone en marcha para llamar a ‘lo de dentro’. Con está premisa en nuestro Yoga la cosa cambia.
Ojo, que no significa que no podamos ser activos y dinámicos, pero quizá la calma invade nuestro contenido mental.
Recuerda a Bruce Lee, una persona que desprendía energía y a la vez una calma absoluta por cada poro de su piel. Así que de inicio ya nos ponemos en camino del ser interior al llegar a la clase.

Integrando todo el Yoga en nuestro Ser interior

Y empezamos con los Yamas y Niyamas. Yama nos indica que no robemos, que digamos la verdad, que tengamos continencia, que no seamos violentos y que no codiciemos. Así, podemos suponer que al entrar a hacer nuestra práctica, no debemos robarles el silencio a los demás y su concentración. Tampoco deberíamos quitarles la atención que tenga en ellos el profesor siendo el centro de atención continuamente con preguntas sin fín y que tengamos continencia a la hora de hacer más de lo que el profesor nos está pidiendo. A veces queremos demostrar algo cuando vamos a un centro nuevo o tenemos a algún compañero al que queremos impresionar y eso nos saca del Yoga inmediatamente, porque estamos haciendo algo con lo de fuera. Yama nos indica también que no debemos ser violentos en nuestros movimientos, no solo en las Asanas, sino en cómo nos movemos por la sala al ir a por material o cuando hacemos una postura con un compañero. Y además tenemos que ser sinceros con nuestra práctica, con nuestro nivel, con nosotros mismos.

Con esto en mente, el solo hecho de estar practicando con más gente y con un profesor nos está enseñando humildad, que es el único camino para el aprendizaje.

En cuanto a Niyama nos indica que observemos la limpieza, el contento, el fervor en la práctica, el estudio de uno mismo y el entregarse a lo que sea que está por encima de nosotros. Quizá es más fácil darnos cuenta de cómo podemos cultivar los Niyamas en la clase de Yoga. Debemos mantenernos limpios o cuidadosos con los demás, siendo respetuosos con ellos y ayudándoles en lo posible. Teniendo una actitud limpia nos dejaremos ayudar por los compañeros que quieran hacer que perfeccionemos una postura, ya que saben que el refinamiento en Asana conduce a la mejora personal y nos dejaremos ayudar. El Yoga no es un ámbito de competencia sino de colaboración y cooperación como decía Swami Sivananda. Si practicamos con fervor el contento estará asegurado, y esto puede llevarnos a ese conocimiento del Ser Interior, del sí-Mismo. Con lo que la atención y cuidado de todos esos detalles al final nos llevan a lo mismo: a la llamada, el toque al ser interior. Esto, irremediablemente nos conducirá a sentir esa cosa, eso que hace que crezcan las plantas y salga el solo por la mañana que está en otro nivel de la existencia, y por la práctica y el impacto sobre el sí-mismo reconoceremos eso y podremos notar la unión con ello.

Asana por descontado, y como decía previamente, la ejecutaremos con pasión por la mejora. Y nuestra respiración, atendiendo a Pranayama, nos acompañará en todo momento con una observación en que esta esté calmada y no tengamos restricciones en la inhalación o la exhalación.

Concentración y meditación

Llegamos a Dharana y Dhyana, la concentración y meditación. Vuelvo a la actitud de Bruce Lee en este sentido pues la pasión y el fervor de la práctica no hará sino mejorar esa concentración para que, mantenida en el tiempo, pueda ser una meditación en acción completa. Las Asanas empiezan a ser como oraciones, como dar vueltas a un Mala haciendo Mantras sin parar. Y la práctica y la sesión se convierten, se modifican, se vuelven tan espiritual como lo que más. Ese es el Camino del Samadhi, o al menos debe serlo. La iluminación no llega por casualidad sino por una consecución de pequeños gestos. Como las posturas, que no se construyen de grandes movimientos sino de una serie de movimientos sutiles encadenados. Al final, el camino y el viaje son parte del mismo destino, no están separados, y queremos que el camino sea agradable si ya es parte del destino. Comprendiendo esto, todo se vuelve más luminoso, menos oscuro, más colaborativo y abierto. Se caen las barreras, se abren las fronteras y todo tu mundo cambia, porque empiezas a ver las cosas con los ojos del corazón. ¿O acaso alguien se creía que estábamos aquí por otro motivo?

Yo os invito a que practiquemos así, y a que nuestra sala de Yoga, nuestra casa o donde quiera que practiquemos, tenga el sabor de lo más profundo, sutil y espiritual que pueda haber.
Nosotros creamos lo que tenemos alrededor.

 


Espero que me sigas acompañando en este pequeño y humilde viaje de Yoga y que podamos seguir aprendiendo todos juntos porque al final ese es el objetivo del Yoga y de la vida.

Os espero en los comentarios de la Web  y os animo a apuntaros al Curso de Yoga y empecéis a practicar Yoga en casa con con esta pequeña comunidad de Yogis y Yoginis Normales que estamos creando poco a poco en CállateyhazYoga.

Nos escuchamos en el próximo episodio.

Es todo por hoy

Hari Om Tat Sat!

 

Comentarios (20)

Author’s gravatar

Que podcast tan fantastico!! .Me quedo con todo , pero la frase” porque empiezas a ver las cosas con los ojos del corazon” me ha tocado en lo mas hondo y resume a la perfeccion lo que estoy experimentando con mi practica. Ni mas…. ni menos…. Jorge !!! Mil gracias !!!!! Un abrazo

Responder
Author’s gravatar

Es tal cual Teresa. Lo que hacemos, si no lo hacemos para trascender, entonces se queda muy vacío, verdad?
Si la práctica de Yoga y de las Asanas y el Pranayama es correcta y profunda, empiezas a ver todo con los ojos del corazón. Me alegra el que ya lo estés experimentando.

Un abrazo fuerte Teresa!

Responder
Author’s gravatar

Me ha encantado Jorge!!! Eso sí que es yoga, y lo demás tonterías…. ( Sobre todo para los que piensan que yoga sólo sin estiramientos) y es que hay que sentirlo.
Eso sí, que a partir de ahora Bruce Lee será mi ejemplo a seguir….energía y calma a la vez. Esa si que es una buena actitud ante la vida. A ver si lo consigo!!!!
Y tb gracias a ti por ser nuestro Maestro.
Un súper abrazo.

Responder
Author’s gravatar

Es un buen ejemplo este de Bruce Lee, verdad Teresa???
Yo le miro y es lo que veo. Veo Yoga en su mirada, solo que el hacía Yoga con sus artes marciales. Pero en el fonde es todo lo mismo, querer ir más allá de lo que se ve. EL decía que si golpeaba a un objetivo siempre claculaba ir unos centímetros mas allá del propio objetivo…¿te imaginas la potencia que tenía al llegar al punto que quería golpear? Buahhhh!!!!

Un abrazo Teresa!!!!

Responder
Author’s gravatar

Muchas gracias , Jorge por llevarnos de la mano, despacito, y de forma tan sencilla por esta estupenda experiencia que es el yoga. Gracias por el curso y por el postcad. Gracias por ser tan buen Maestro.
Un beso.

Responder
Author’s gravatar

Gracias solo a ti Plácida, lo haceis todo vosotros, de verdad. Con vuestro soporte, ánimos y buenas palabras hacéis todo esto solo vosotros.
Te mando un beso fuerte guapa!

Responder
Author’s gravatar

Gracias Jorge por este maravilloso viaje de Yoga. Con tus “estupendos mensajes ” aunque con dificultades, voy asimilando cada día la práctica del Yoga. Te deseo “una feliz travesía “. Un abrazo y ¡ hasta la vuelta ¡

Responder
Author’s gravatar

Guapa!!!!
Gracias por pasarte siempre a comentar con buenas palabras Concha, como le decía a Plácida en otro comentario, vosotros hacéis posible todo esto.
Te veo en un rato guapa, un besazo!!!!

Responder
Author’s gravatar

Para estar en un estado de yoga, hay que desmontar las estructuras del ego, acariciar la humildad, abrazar la auto honestidad… Sin juicios, adorando la compasión… Volar de la mano del ser, al movimiento; navegar del prana, al viento de sus velas, a las formas de la expansión, raíces drenando el mundo del amor…
Que poquito se de nada, feliz de la sencillez…
Gracias Jorge compartir, que tod@s podamos ser…
Son palabras, aprendiendo estoy, a integrar poco a poquito.
Un fuerte abrazo, a esta hermosa comunidad.

Responder
Author’s gravatar

Como siempre, tus comentarios y palabras se me hacen cortos Moises, por la belleza y profundidad, porque se nota que vives lo que no se ve…
Cuanto más sabemos, más nos damos cuenta de todo lo que nos queda por aprender. Pero el viaje es parte del destino, y nos han dejado aquí para algo de eso: aprender, unificar, profundizar…
Te mando un abrazo muy fuerte Moises. Gracias por pasarte a comentar.
Soy el primer suscriptor de tu blog cuando lo hagas, ya lo sabes!

Responder
Author’s gravatar

Gracias Jorge por tus explicaciones tan sencillas y amenas, saludos.

Responder
Author’s gravatar

Gracias Dulce, celebro que te haya gustado el Podcast, lo que da de sí el maestro Lee!
Un beso guapa!

Responder
Author’s gravatar

Es maravilloso la sencillez y profundidad con la que tratas el tema. Namaste Jorge

Responder
Author’s gravatar

Gracias Ana, mil gracias. No hay mayor cumplido que la sencillez y profundidad, así que te lo agradezco!
Namaste!

Responder
Author’s gravatar

¡Qué gran descubrimiento tu blog! Enhorabuena y muchas gracias por compartir todo tu trabajo, me ayudas a afianzar todo lo que estoy aprendiendo, a ignorar menos y a inspirarme ¡Un abrazo!

Responder
Author’s gravatar

Hola Monica!!!
Muchas gracias por tus palabras y por tomarte la molestia de pasarte a comentar. Me llena de alegría tu comentario, de verdad, no sabes la energía que me da leer estas cosas y ser parte de tu inspiración en Yoga, me siento afortunado!!!
Te mando un abrazo muy fuerte Monica!

Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *